4 Instrumentos para lanzar marcas de forma exitosa

4 instrumentos para el lanzamiento exitoso de una marca

[vc_row][vc_column][vc_column_text]

Cimentar y levantar una marca desde la nada en la actualidad es una ardua tarea. El mercado está saturado, existe muchísima oferta y las grandes multinacionales ocupan casi todo el terreno. Hoy en día, las nuevas empresas deben estar en Internet. Si el mercado está tan competido de por sí, ¿cómo vas a lograr triunfar si ni siquiera estás en el escaparate más conocido del mundo? Puedes visitar nuestro post ventajas del marketing digital para más información.

Por todo esto, entender los elementos fundamentales que os proponemos es vital para, primero, hacerse un hueco en el mercado y después poder crecer poco a poco.

Es importante no considerar cada uno de los siguientes elementos por individual ya que, sin llevar a la práctica uno el resto se caerá. Es decir, dedicar muchos recursos a uno solo no debe justificar la falta de éstos en otro.

[/vc_column_text][vc_single_image image=»4663″ img_size=»full» alignment=»center»][vc_custom_heading text=»ESTRATEGIA DIGITAL» use_theme_fonts=»yes»][vc_column_text]

Una buena estrategia digital se debe fundamentar en un proceso de investigación para identificar y conocer tu mercado objetivo, el núcleo donde se llevarán las acciones de marketing digital. De esta forma, llegamos a la esencia y el ADN de la marca en sí. Con “esencia” de marca nos referimos a los elementos importantes y humanistas que marcan cómo la empresa se comporta.

Por supuesto, ese ADN no debe basarse en la compensación que se obtendrá. Las marcas que tienen un vínculo exclusivo con los valores de la empresa son las que después son capaces de fidelizar y formar una comunidad positiva y contagiosa alrededor de ellas.

El artículo “La marca es cultura, la cultura es marca” publicado en la revista Harvard Business Review publicaba un concepto que debemos mantener muy presente:

“La publicidad es importante, el diseño de una página web es primordial, pero si los clientes tienen una experiencia positiva cada vez que te visitan, se traduce en reputación”

Y ahora, ¿qué tiene que ver esta cita con la estrategia digital? La estrategia es la razón por la que una empresa existe y los valores que tiene son los que marcan los movimientos. Cuando todas las personas que forman una compañía se unen bajo un mismo proyecto en común, es cuando se traspasa la coraza de desconfianza de los consumidores y se logra fidelizar.

Con estrategia también debemos trabajar el enfoque con el que el público objetivo te representa. Esa identificación marca el mensaje, la personalidad y el tono necesarios para vincularnos y conectar con ellos.

En otro artículo de la misma revista llamado “La búsqueda de la orientación al cliente” se menciona que “Acercarse a los clientes no es tarea exclusiva del departamento de marketing, sino un recorrido que toda la empresa debe hacer. Es un trabajo que toma años conseguir”

Aunque parezca paradójico, tener un producto/servicio de calidad no es suficiente. Tomar una dirección y comunicar esa calidad de forma certera es el primer objetivo de toda estrategia que se precie.

[/vc_column_text][vc_custom_heading text=»IDENTIDAD DE MARCA» use_theme_fonts=»yes»][vc_column_text]

La identidad de marca es el paso siguiente al de descubrimiento de la misma. El fin de ésta es comunicar y atraer el público diferenciándose de los competidores.

Es en este punto donde la estrategia toma forma. La identidad va mucho más allá de un logotipo y una página web bonita. ¡Como se dice siempre las pequeñas cosas son las que marcan la diferencia!

La clave está en representar la marca como la forma en la que aspira ser tu público objetivo. Ese ideal constituye el tono, los elementos gráficos, los colores… Es aquí donde la identidad y la estrategia se unen.

[/vc_column_text][vc_single_image image=»4664″ img_size=»full» alignment=»center»][vc_custom_heading text=»PRESENCIA DIGITAL» use_theme_fonts=»yes»][vc_column_text]

Una vez que tenemos marcadas la estrategia y la identidad, podemos construir nuestra marca en Internet. Las posibilidades en Internet son infinitas y, hoy en día, gracias a los avances tecnológicos, podemos diseñar sitios web impactantes y atractivos.

La página web es el escaparate de tu empresa y es la primera oportunidad para impactar a tu audiencia. Debemos tener en cuenta que los consumidores han desarrollado una coraza que disminuye nuestra atención a los textos promocionales y aumenta nuestra desconfianza. Puedes encontrar más información sobre este aspecto en nuestro post La publicidad mediante banners

Por supuesto hay que destacar que el entorno digital cambia continuamente y tu página web debe cambiar con ella. ¿Una web que no se adapta a móviles? ¿Una página web que tarda más de lo normal en cargar? Date por perdido. Según un estudio, para Amazon, el retraso de un segundo en cargar supone más de 1,5 millones de dólares en pérdidas al año.

Tened en cuenta que, si visitas una web en Internet que no te convence, te cuesta muy poco salir e ir a la siguiente web. A diferencia del comercio convencional donde ya que estás en una tienda, miras un poco antes de desplazarte hasta otra. En tu web sólo tenemos una oportunidad que dura unos pocos segundos. Y esto puede llegar a generar mucha presión.

[/vc_column_text][vc_custom_heading text=»MARKETING DIGITAL» use_theme_fonts=»yes»][vc_column_text]

El último elemento, pero no por ello menos importante. Ya tenemos una estrategia concreta, una identidad definida y un sitio web atractivo que cumple con los parámetros en cuanto a usabilidad web (Visita nuestro post sobre qué es la usabilidad web). Sin embargo, pensar que por eso ya van a acudir a ti los consumidores es un gran error. Internet, aunque te puede dar grandes oportunidades si juegas bien tus cartas, está muy saturado.

Necesitas dar una razón convincente a un público objetivo bombardeado a anuncios para mostrar interés en ti. Según la revista “Muy interesante” se estima que una persona que viva en una ciudad y consulte los medios de comunicación de forma asidua, recibe 3000 impactos publicitarios al día.

La estrategia de marketing digital debes definirla al más mínimo detalle. Un montón de redes sociales donde se publica por publicar o un blog donde cuentes qué tan bueno eres no es suficiente. Debemos aportar valor.

Hay que seleccionar los canales más adecuados, una línea de tiempo que marque las acciones y el tipo de contenido que vamos a trabajar.

La gran ventaja de Internet, a diferencia de los medios convencionales, es que ofrece herramientas que permiten analizar los resultados de todas tus acciones en tiempo real. Así, podemos analizar si nuestro trabajo está yendo en la línea de nuestros objetivos o no (Análisis web mediante la Inteligencia Artificial). En el contexto digital todo es prueba y error porque los consumidores y el entorno web cambian constantemente. Sin embargo, es fácil retomar el camino correcto estando al día de los resultados.

[/vc_column_text][vc_custom_heading text=»CONCLUSIÓN» use_theme_fonts=»yes»][vc_column_text]

Las empresas de nueva creación tienen que tener muy presente estos cuatro conceptos anteriores antes de emprender su aventura empresarial (así como aquellas empresas pequeñas que no logran crecer) Es un error trabajar un elemento y olvidar otro; todos trabajan en conjunto.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba